Habitaciones pequeñas pero a todo color

Tres nuevas ideas para reformar las habitaciones juveniles, tanto en color como en muebles. Sin duda, hoy nos vamos a hablaros de esas habitaciones que parecen no tener fin, sino de los espacios más pequeños que también pueden llegar a tener un gran protagonismo siempre y cuando sigamos algunos sencillos pasos. Ya hemos hablado de ello en varias ocasiones, pero como nos pedís muchas más ideas, os vamos concediendo todas y cada una de ellas. Hoy nos quedamos con los colores más divertidos para las habitaciones más originales.

El color naranja es uno de los tonos más vibrantes y que sin duda, recarga las pilas de cualquier persona. Además se puede combinar con colores crema y como no, con el blanco. Los puntos de luz son muy importantes, pero no hace falta llegar el espacio con muchas lámparas o focos, sino un par de ellos se encargarán de dar la luminosidad y la decoración perfecta. En solo el espacio de una pared, podremos colocar la cama y una mesa a modo de escritorio, dejando otra pared para la zona del armario y que siempre se puede completar con estanterías y muebles

habitación pequeña en rosa para niña

Para las niñas, no hay nada como el color rosa o el malva que le dará calidez a la habitación infantil. En este caso, la cama se muestra independiente y como no ocupa mucho al estar situada hacia el frente, podremos acompañarla de una estantería que ocupa su misma pared. Es una manera de almacenaje mucho más moderna y que siempre se completa con una mesa de escritorio que cuenta con varios cajones. Pequeña sí, pero preciosa gracias al papel pintado de las paredes y a la combinación de colores, tanto en ella como en el suelo gracias también a las alfombras llenas de estampados.

habitación pequeña en verde

Sin duda, esta última habitación que os mostramos cuenta con un espacio bastante más reducido que las anteriores, pero que como vemos, tampoco es problema para instalar una habitación cómoda. Durante el día, la mesa de oficina con las dos sillas y las estanterías tendrán todo el protagonismo. A su derecha, y para la noche, se puede desplegar el mueble que cuenta con una cama abatible. De esta manera, cuando no se use, de vuelve a esconder y listo, ya tenemos una habitación perfecta para invitados y sacarle el máximo partido. Menos mal que hoy en día siempre hay una solución para este tipo de problemas como es el espacio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *