Diseño de salones en tonos grises ahumados

Sí, aunque estemos entrando en la época de calor, no siempre vamos a ver cómo los colores vibran en nuestros salones. Otras veces siempre es aconsejable optar por unas ideas más neutras y con colores tan idóneos como el gris oscuro o ahumado. Sin duda, sabemos que estaremos ante un tono perfecto para seguir manteniendo gracias a los demás neutros o básicos. Una forma de darle vida a nuestra decoración de salones más especial. 

Aunque pensemos que puede ser una tonalidad que añade poca luz, siempre hay que ver primero las condiciones a las que nos enfrentamos. Es decir, no habrá ningún problema si estamos ante un salón amplio, donde la luz puede entrar por varios medios. De esta manera, sí llevaremos a cabo nuestro plan de optar por los sofás en gris oscuro y por los muebles que también cuenten con él. Eso sí, dejaremos que tanto las cortinas como las alfombras permanezcan en color blanco o crema. Algo similar tiene que dejarse ver también en las paredes.

salón con pared oscura

En otros casos, podemos optar por una pared en color oscuro. Siempre es preferible que al llevar una tonalidad como ésta, no sea una de las grandes paredes de la habitación. Siempre es mejor si es más pequeña. De nuevo, estaremos ante un interior con una luz solar más que evidente y donde podremos combinar con toques en blanco que partirán desde la zona de los sofás. Los detalles en madera también vienen perfectos al mismo tiempo que algunas pinceladas de cristal o espejos. 

salón elegante en colores grises

Diferentes tonalidades del gris y la combinación con el color negro, también aportarán todo lo que buscamos en los interiores. Partiendo del sofá, hasta la alfombra con esos grises pero en este caso, parece que las pinceladas de color se posan sobre los cojines. Al mismo tiempo, también el blanco aparece tímidamente en ciertos detalles.

salón chimenea blanco y gris

Claro que también con el gris ahumado podremos hacer unos entornos más delicados y románticos. Para eso, abarcarán los sofás y dejarán que tanto la mesa como las paredes y hasta los detalles decorativos, opten por tonalidades básicas y más claras. El blanco y las pinceladas de rosa serán las que se verán en este ejemplo.

salón gris con suelo de madera

El suelo de madera y el techo en color blanco serán las únicas pinceladas de color que nos permite disfrutar de este salón. Claro que como bien vemos, los tonos más oscuros brillarán gracias a estar rodeados por ventanales. Una forma perfecta de añadir la elegancia y el buen gusto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *