Tres ideas de cabeceros funcionales

Son muchos los tipos de cabeceros que nos podemos encontrar si nos paramos a pensar un poco y si viajamos por la red. Desde luego nos encontramos con ideas de todo tipo y siempre, que se amoldan a nuestro dormitorio. Por eso, hoy veremos tres ejemplos de cabeceros funcionales. Ideas prácticas que hasta nos pueden sacar de un apuro, mientras estamos también reciclando objetos y dándole vida a una zona que siempre queda un poco en segundo plano. Si estás pensando en darle un aire diferente a tu habitación, no esperes más y opta por alguna de estas ideas.

La primera de ellas y desde luego, la más común es colocar baldas o estanterías en la parte superior de la cama. Aunque mucha gente no quiere tener nada en esta zona por miedo a que algo se caiga mientras dormimos, bien es cierto que será una manera de mantener recogidos los libros que leemos antes de pillar el sueño, así como los diarios que podemos escribir. Sin duda, es una manera de guardar los pequeños detalles sin tener que amontonarlos en cajones o cajas diversas.

cabecero y vestidor

Claro que para que la sencillez nos visite, nada como unos cabeceros de vinilo que son ideales para cuando no tenemos demasiado espacio y no sabemos ni dónde irá colocada la cama. Siempre habrá una solución perfecta para ella. Por otro lado podemos aprovechar la zona de la pared para colocar un vestidor. Sí, de esos que a todas nos encantaría tener en nuestra casa y que, en este caso, será todo un sueño hecho realidad. No necesitamos un gran mueble, sino perchas y cajas que se colocarán sobre soportes finos y elegantes. De esta manera, dejaremos solo un pequeño pasillo y podremos colocar la cama justo delante. ¡Es una idea original donde las haya!. Así nos quedará el resto del espacio libre y no necesitaremos de más armarios.

cabecero hecho con puertas

A la hora de reciclar, nada mejor que hacer cabeceros con puertas para abrir un hueco a nuestros sueños. Si la habitación es blanca, opta por pintarlas de este color y dejar que combine de una manera sutil. Claro que siempre puedes optar por los cabeceros rústicos donde la madera y los colores tierra serán los protagonistas del entorno. Una de las maneras más originales de decorar la parte alta de la cama, evitando así los cuadros, o no…porque siempre pueden aparecer de una manera más discreta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *