Salones modernos con cortinas a todo color

Porque además de los muebles en sí, hay otros detalles que marcan un antes y un después en la decoración de salones. Se trata de las cortinas, quienes siempre pongan su nota más colorida y original a este entorno. No es la primera vez que vemos alguna que otra idea sobre las cortinas combinadas, pero en esta ocasión volvemos con ejemplos más modernos y llenos de colores. Porque serán los colores quien nos animen cada día a ver una decoración con más luz.

Si se trata de añadir esa luz que mencionamos, siempre tenemos que apoyarnos en los colores más llamativos y alegres. Es por ello que como primer ejemplo nos vamos a quedar con el color amarillo. Para ello, primero pintaremos las paredes de un sutil color arena, dejaremos los techos en color blanco y será con este mismo color con quien compartamos los muebles principales de la estancia. Claro que la madera no puede faltar tanto para las mesas, como mueble central o aparadores. A la hora de integrar el color amarillo, dejamos que tanto los cojines como las cortinas cuenten con él y con un estampado.

cortinas lisas en color amarillo

Claro que no siempre tenemos que combinar los cojines con las cortinas, sino que será cuestión del gusto de cada uno y como no, de la decoración en sí que hayamos elegido. En esta ocasión, se trata de un ejemplo que combina varias tonalidades pero que deja para las cortinas la más llamativa. Parece que en ellas se percibe un sutil color blanco que se comparte en varios muebles y en la pared del salón.

cortinas con estampado de amapolas

Para un entorno lleno de magia y modernidad, siempre es bueno dejar que ciertos tonos se encarguen de mostrarnos su mejor cara. Para ello, nos quedaremos dentro de la combinación de los colores neutros, aunque la pincelada más colorida no se va a quedar atrás. En esta ocasión, nos quedamos con el color rojo que se combina a modo de amapola en estas cortinas y cojín. ¿Qué te parece la idea?.

cortinas combinadas en beige y rosa

El color neutro beige junto con el rosa, siempre harán un dúo perfecto. Logran adaptarse a todos los entornos y eso mismo sucede en esta idea. Se trata de un nuevo salón que combina tonalidades como el verde, rosa y blanco. Es por ello que en las cortinas no se iba a quedar atrás, mostrando su mejor faceta en una tela de doble cara y como no, doble color.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *